Una de las mejores estrategias que podemos realizar en una campaña de marketing de contenidos es establecer una basada en los contenidos por la calidad que podemos aportar y cómo podemos influir en los demás usuarios, dándonos la oportunidad de posicionar nuestra marca, ya sea o no personal, como referencia para otros muchos profesionales que ven algo especial o interesante en nosotros.

Pero, ¿cómo conseguimos eso? Fácil. Creamos un blog.

Para todos aquellos neófitos en la materia, un blog es un soporte digital en el que podemos compartir contenido de todo tipo y que es fácil de manejar y gestionar y que nos permite tener una voz propia en el mundo dospuntocero. Una vez nos decidimos a crear un blog, el siguiente paso es pensar qué queremos decir y decirlo, pero, no siempre lo hacemos bien, no siempre permitimos a los demás escuchar nuestro mensaje.

Los errores que cometemos en nuestra bitácora lo impiden.

Lo primero que necesitamos para que se difunda nuestro mensaje, lo que tenemos que decir, es precisamente eso, decírselo a tanta gente como sea posible, que llegue a la mayor cantidad de usuarios posible, para lo cual es imprescindible añadir a nuestro blog los botones sociales de todas las plataformas en las que tengamos una presencia activa, para que los usuarios tengan la posibilidad de compartir nuestro contenido si les parece que es lo suficientemente interesante para compartirlo con su comunidad.

Para que se lea un blog es fundamental que se pueda leer claramente, que el contenido no esté enterrado entre montones de banners publicitarios y elementos que molesten. Por tanto, cuanto menos recargado esté nuestro blog, mucho más fácil será que los usuarios lean y compartan su información, y, por supuesto, con esto de la lectura, que se pueda visualizar correctamente en cualquier dispositivo, sobre todo si pensamos que cada vez son más los usuarios que nos visitan desde dispositivos móviles como smartphones o tablets.

Por otro lado, ¿cómo vamos a conseguir que los usuarios se suscriban a las actualizaciones de nuestro blog si no les ofrecemos la posibilidad de hacerlo?

Son muchos los blogs que no ofrecen esta opción, y es una forma de perder muchísimas visitas, y, por tanto, de hacer que nuestro blog no se comparta.

Otro error que se suele cometer en los blogs es hacer que los usuarios sólo y exclusivamente puedan comentar usando sus correos electrónicos, obviando plataformas como Facebook o Twitter. Cuando escribimos en un blog, queremos que los demás avalen la calidad de nuestros contenidos, pero, cometemos el error de no mostrarlos nosotros, y eso es tan fácil como añadir a nuestro blog un plugin (si lo tenemos en WordPress) que muestre los posts más populares de nuestra bitácora.

Otro medio de promocionar nuestro contenido es enlazando a contenido propio y a contenido de otros bloggers, puesto que, al realizar un enlace al contenido de otro bloguero, tendremos la oportunidad de darnos a conocer a otros compañeros de profesión y a sus comunidades.

El no ser constantes en la publicación y temática de nuestro blog tampoco nos ayuda a tener éxito, un blog exige un trabajo y una constancia enormes, así como centrarnos en la calidad de nuestros contenidos, entendiendo calidad como una escritura adecuada en cuanto a forma y contenido.

Hay otros muchos errores que se cometen en blogs, o cosas que se deberían hacer y no se hacen, ¿cuáles se te ocurren?

Share This